La hidratación de nuestro cuerpo es muy importante para mantener regulados los procesos químicos que éste realiza.
De hecho, esta regulación que es bastante delicada, necesita una cantidad de líquidos tan importante que equivale a dos tercios de nuestro peso total, esto se debe al hecho de que el 85% de nuestra sangre está compuesta por agua, lo mismo sucede con el 80% de nuestra masa muscular y un cuarto de nuestra masa ósea.
En resumen, entre el 50% y el 75% de nuestro cuerpo está compuesto por agua.

información de la jarra del buen beber
Información de la jarra del buen beber

Información de la jarra del buen beber

Es importante hablar sobre la importancia del agua en nuestro cuerpo, porque ya que como te explicamos al inicio de este post, el cuerpo para poder funcionar correctamente necesita mantener los niveles de agua adecuados para así poder realizar las reacciones químicas vitales que le permitirán llevar a cabo el transporte de los nutrientes a los órganos y a los tejidos.

Pero, la importancia del líquido en el cuerpo no para allí, otra de las funciones importantes es que, el agua  juega un papel fundamental en la recuperación de minerales (específicamente el sodio) que se pierden a través de la orina, el sudor  e incluso la respiración. Además, si te ejercitas diariamente la pérdida de minerales es mucho mayor, es más, puedes llegar a perder de uno a cinco gramos de sal por litro de sudor.

Información relevante de la jarra del buen beber

Básicamente es como si nuestro cuerpo fuese una máquina y el líquido lo mantiene aceitado para que no suene extraño y así, todo el sistema funciona a la perfección. Entonces, entendiendo ya la importancia de la hidratación, es importante explicar cuáles son las bebidas que podemos tomar, pues al igual que la comida, el componente líquido de nuestra dieta es clave para mantenernos sanos.

Por esta razón, en este post te vamos a explicar todo lo que tienes que saber sobre una iniciativa conocida como La jarra del buen beber, la cual es una guía nutricional que al igual que con la comida (El plato del buen comer), trabaja en conjunto para ayudarte a mantener una alimentación balanceada y por ende, una vida saludable.

La idea es que con el conocimiento adecuado sobre los alimentos que realmente son nutritivos, las cantidades y porciones que debes consumir; tengas en tus manos la posibilidad de crear hábitos alimenticios mucho más sanos que se traducirán inmediatamente en la mejoría de tu calidad de vida y ya que, podrás reducir el riesgo de sufrir enfermedades crónicas relacionadas con el sobrepeso, como: la diabetes, el cáncer, enfermedades cardiovasculares, entre otras.

¿Qué es la jarra del buen beber?

 ¡Vamos a ser sinceros! Después de un día ajetreado y caluroso, no hay nada más delicioso que llegar a casa, abrir la heladera y sacar nuestra gaseosa favorita. Cuando escuchamos el sonido de los gases y del líquido chocando con los hielos en el vaso, toda la preocupación y todo el cansancio desaparecen con el primer sorbo.

¿Hermoso, no? Pero, la realidad es que ese líquido que estamos ingiriendo, es una bomba compuesta por azúcares que va apagando nuestro cuerpo de a poco. Siempre hemos escuchado que las gaseosas son muy negativas para nuestra salud pero quizás piensas que, si lo venden en el súper, estamos exagerando.  

La realidad es que no, hay un centenar de estudios médicos de universidades reconocidas que han estudiado el efecto particular de las gaseosas en nuestro organismo, encontrando que su consumo es el causante directo de enfermedades cardiovasculares, diabetes y obesidad.

Es precisamente por este y otros mitos sobre las bebidas es la razón que llevó a la Secretaría de Salud de México a acompañar la iniciativa del Plato del buen comer con La jarra del buen beber. Básicamente, se trata de una guía explicativa sobre la calidad de los líquidos que consumimos comúnmente, la idea es brindar toda la información necesaria sobre los beneficios de las bebidas más sanas, las cantidades que deben consumirse y también, entender cuáles son los líquidos que debemos evitar para llevar una vida plenamente sana.

¿Qué es la jarra del buen beber y su importancia?

Debemos advertir que tal y como explica la Secretaría de Salud de México, el consumo de 1.5 a 2 litros de agua, debería ser suficiente para mantenernos hidratados. Sin embargo, en casos particulares en los que los requerimientos o necesidades salga del rango normal, las exigencias cambian por lo que hay que “escuchar” las necesidades particulares de nuestro cuerpo.

¿Para qué sirve la jarra del buen beber?

  • En esta guía nutricional sobre los líquidos con los cuales debemos acompañar nuestra dieta diaria, se clasifican las bebidas más comunes, en seis niveles según su aporte energético y los aportes nutricionales que le brindan a nuestra salud.
  • Cada una de estas bebidas, están organizadas en orden ascendente y a medida que vamos subiendo, las bebidas se vuelven más peligrosas para el cuerpo por lo que hay que disminuir los niveles de consumo diario.

¿Cuáles son los niveles de la jarra del buen beber?

Se divide en 6 niveles de los cuales cada cual recomienda la cantidad adecuada que se debe beber de determinados tipos de bebidas.

niveles de la jarra del buen beber
Niveles de la jarra del buen beber

Explicación de los niveles de la jarra del buen beber

En la siguiente lista les dejamos los 6 niveles de la jarra del buen beber explicados uno por uno :

Nivel 1 de la jarra del buen beber

Como puedes imaginarte, este nivel está compuesto por la bebida que es esencial para nuestro funcionamiento óptimo ya que mantiene los niveles de hidratación que nuestro  cuerpo necesita, hablamos del agua potable. En cuanto a las cantidades recomendadas, tenemos que deberíamos beber entre seis y ocho vasos de agua al día, lo que equivale más o menos a 250 mililitros por vaso.

El agua potable es la única bebida de La jarra del buen beber considerada como indispensable, esto quiere decir que no se puede suplantar ni eliminar de la dieta. Sin embargo, a pesar de su importancia, es necesario regular su consumo de forma adecuada, ya que en exceso puede afectar los riñones.

Nivel 2 de la jarra del buen beber

Este nivel está compuesto por las bebidas lácteas, o por lo menos por la leche descremada, semidescremada y bebidas a base de soya. Lógicamente éstas deben ser consumidas sin azúcares añadidas. A pesar de que su aporte nutricional es bastante extenso, ya que tienen proteínas, vitaminas y son una fuente increíble de calcio; es recomendable no consumir más de dos vasos al día, pues se supone que con una dieta balanceada los requerimientos de estos nutrientes están cubiertos.

Nivel 3 de la jarra del buen beber

Si eres de los que necesita del café para arrancar con buen pie la mañana, este nivel te interesa. Aquí se encuentra el manjar energizante de los dioses y el té. Si bien, estas bebidas aportan nutrientes importantes para nuestra alimentación, ya que son una fuente increíble de antioxidantes y demás, es recomendable consumir hasta cuatro tazas de 240 mililitros al día, no más.

Esto es porque tanto la cafeína y a la teína (componentes de cada una de estas bebidas), pueden afectar tu estómago si son consumidas en exceso.

Nivel 5 de la jarra del buen beber

Este nivel está conformado por bebidas con un alto contenido calórico, además de que los beneficios a nivel nutricional son bastante limitados, hablamos de jugos o zumos de frutas naturales, bebidas alcohólicas y la leche entera, la cantidad de vasos recomendada es de 0-1/2 vasos al día.

Fíjate, si recuerdas la organización de la jarra del buen comer, a medida que vamos subiendo, los niveles que conforman la jarra son bebidas poco necesarias para el óptimo funcionamiento de nuestro cuerpo. Así que las bebidas de este nivel, deben consumirse esporádicamente, gracias a su potencial nocivo debes sacarlas de tu dieta diaria.

Nivel 6 de la jarra del buen beber

Este nivel está compuesto por las bebidas que debemos limitar de nuestra dieta, su consumo debe ser en ocasiones muy contadas. Son bebidas con niveles muy altos de azúcar y prácticamente nada en cuanto a valor nutritivo, hablamos de los refrescos que tienen una alta incidencia en el riesgo de obesidad y diabetes.

Es más, para ser honestos, estas bebidas no deberían consumirse bajo ninguna excusa ya que además, incrementan el riesgo de padecer cáncer, osteoporosis, enfermedades del corazón, hipertensión, entre otras.

Así que ya tienes toda la información necesaria para entender todo lo relacionado con La jarra del buen beber que en conjunto con El plato del buen comer, podrás cambiar los hábitos alimenticios negativos que a la larga, pueden tener un impacto importante en  tu salud.

Beneficios de la jarra del buen comer

Los beneficios de esta guía son muchos que al igual que el plato del buen comer, son una  manera económica y sencilla de mantener una vida saludable, disminuyendo el riesgo de sufrir enfermedades asociadas con una alimentación inadecuada como la obesidad, la diabetes, enfermedades de corazón, hipertensión, entre otras.

¿Cuáles son las recomendaciones de la jarra del buen beber?

Para seguir la guía de La jarra del buen beber, recuerda que el agua es tu mejor aliado. Sin embargo, el hábito de acompañar tus comidas con agua puede ser difícil de lograr, sobre todo si tienes hijos pequeños. Por eso, te hemos dejado una serie de recetas fáciles, económicas y divertidas con las cuales puedes iniciar el camino hacia una vida mucho más saludable.

La clave de una alimentación balanceada está en la creatividad en los menús, esto no significa que debes pasar horas frente a la cocina. Hay opciones rápidas, prácticas y deliciosas que debes intentar.

Recuerda que tanto La jarra del buen beber como el plato del buen comer son guías nutricionales que se adaptan a tu presupuesto y a tus necesidades. Por lo que no debes preocuparte, ya que el cambio en tu alimentación y en la de tus seres queridos no requiere una cuantiosa inversión de dinero, comprando productos light y demás, de hecho todos esos productos de dieta están prohibidos en la lista ya que tienen muchos químicos y conservantes que al final, impactan negativamente en la salud.